fbpx

Endometriosis, la enfermedad silenciosa.

QUÉ ES LA ENDOMETRIOSIS?

La endometriosis es una enfermedad crónica que afecta alrededor del 10% de mujeres en edad reproductiva y se caracteriza por la aparición de tejido endometrial (capa interna de la matriz) en localizaciones fuera del útero (ectópico) ocasionando dolor pélvico intenso y problemas de fertilidad.

FACTORES DE RIESGO:

Entre los factores de riesgo que pueden estar relacionados con el desarrollo de endometriosis se encuentran:

  • Primera menstruación temprana (menarquía). Antes de los 11-13 años.
  • Ciclo menstrual corto. Tener la regla con frecuencia (menos de 28 días desde el inicio de un sangrado hasta el próximo).
  • Sangrado abundante o que dura muchos días.
  • Primer embarazo tardío o no haber estado nunca embarazada.
  • Intervenciones quirúrgicas que afectan el útero. Como un raspado uterino o una cesárea. La enfermedad es más frecuente en mujeres de raza blanca (quizás por un infradiagnóstico en mujeres de raza negra que, mayoritariamente, forman parte de países subdesarrollados).
  • Familiares de primer grado afectadas de endometriosis. Hasta en un 10% puede existir un componente hereditario. Posiblemente se trata de una enfermedad de herencia poligénica multifactorial.
  • Factores medioambientales. Asociados a tóxicos que actúan como disruptores endocrinos.

A pesar de ser considerada una enfermedad fundamentalmente hormonal, existen factores genéticos, inmunológicos y medioambientales que hacen que unas mujeres sean más susceptibles que otras a sufrir endometriosis.

SÍNTOMAS DE LA ENDOMETRIOSIS:

Fundamentalmente, entre los síntomas que caracterizan la endometriosis, predomina el dolor pélvico:

  • Menstruaciones dolorosas (Dismenorrea). Es el síntoma más importante y frecuente de aparición los días de la regla o incluso los días previos y/o posteriores.
  • Relaciones sexuales dolorosas (Dispareunia).
  • Dolor periovulatorio. Dolor pélvico en relación a la ovulación.
  • Dolor pélvico crónico. Dolor de predominio en la parte baja del abdomen sin relación con el ciclo menstrual.
  • Disquecia. Dolor con las deposiciones, acompañado o no de alteraciones en el ritmo deposicional, en forma de diarrea o estreñimiento.
  • Dolor al miccionar (Disuria).
  • Rectorragias, hematuria catamenial. Aparición de sangre en las heces o en la orina en relación al periodo menstrual de la mujer.
  • Dolor torácico, dolor por afectación de raíces nerviosas (ciático, etc.).

DIAGNÓSTICO DE LA ENDOMETRIOSIS

En la mayoría de los casos existe un diagnóstico retrasado de la endometriosis, ya que sus síntomas no se reconocen fácilmente mediante la atención primaria de salud; a veces ni siquiera la propia mujer es consciente de ello.

La endometriosis puede ser diagnosticada mediante una laparoscopia con “inspección visual”, a menos que la enfermedad sea visible en la vagina o en otra parte. Este es el método más fiable para lograrlo; se dice que el diagnóstico de la endometriosis no debe asegurarse a menos que la enfermedad haya sido observada directamente durante una laparoscopia.

El cirujano que realiza este procedimiento debe saber lo que está buscando; de hecho, muchas veces la incidencia del diagnóstico de endometriosis se ha reducido a la curiosidad del cirujano o del patólogo que examina la biopsia. Puede darse el caso de que un especialista no reconozca visualmente la enfermedad y emita un diagnóstico de endometriosis “negativo”. Por eso la mayoría de los ginecólogos también insisten en que un patólogo debe examinar una biopsia del tejido endometrial antes de confirmar el diagnóstico.

PUEDES INFORMARTE AQUÍ…

 

Share this post

Deja un comentario